Estiman que aumentará un 30% la exportación de biodiesel

Estiman que aumentará un 30% la exportación de biodiesel

El ministerio de Economía redujo la semana pasada los impuestos a las ventas del combustible al exterior para alentar su producción.
Luego de que el ministerio de Economía redujera a la mitad el impuesto a la exportación del biodiésel para ayudar a los productores a reactivar el mercado, se estima que el incremento para este año será de un 30%.

Nota Relacionada: Senado: es ley la eximición de impuestos al biodiesel
Es que el año pasado la Unión Europea, principal cliente de biodiésel, restringió sus importaciones argentinas, lo que complicó las exportaciones en el sector. Es por eso, que con la medida de bajar el impuesto, se intenta que Argentina vuelva a ser el primer exportador mundial de combustible.

“Con todas estas medidas tiene que haber este año una mejora importante en el nivel de producción, que no va a ser inferior a lo que fue en 2012, de 2,4 millones de toneladas aproximadamente”, dijo Claudio Molina, director ejecutivo de la Asociación Argentina de Biocombustibles e Hidrógeno en diálogo con la prensa.

Con el recorte de los impuestos a la exportación del 21% al 11%, los embarques de biodiésel podrían trepar un 30% interanual en 2014, a 1,5 millón de toneladas, un nivel cercano al récord de 1,7 millón de toneladas de tres años atrás.

“Si no estuviera la baja de retenciones, se exportaría la mitad de lo que se va a terminar exportando este año”, dijo Molina.

Sin embargo, la cuestión decisiva para el sector es por cuánto tiempo se mantendrá el recorte de los impuestos a la exportación, que son móviles y pueden ser modificados en cualquier momento.

“La esperanza es que esto haya llegado para quedarse, pero no sabemos”, dijo Víctor Castro, director ejecutivo de La Cámara Argentina de Biocombustibles (CARBIO) al diario Ámbito Financiero.

“El tema es que las retenciones móviles, que cambian las reglas de juego constantemente, son difíciles de sostener para la industria”, añadió.

Actualmente, el biocombustible se envía a Perú y Australia y, principalmente, a intermediarios internacionales que lo mezclan con diésel para volver a venderlo a otros destinos. Indonesia destronó el año pasado a la Argentina como mayor proveedor global de biodiésel, que el país asiático elabora en base a aceite de palma.

Tras conocerse la baja del impuesto a las exportaciones la semana pasada, las empresas de biodiésel argentino cerraron en un solo día ventas por 100.000 toneladas.

“Desde que se hizo este anuncio, hasta la fecha se ha recuperado casi u$s 50 el precio del aceite de soja, con lo que repercute en el margen de molienda y por lo tanto en el precio de la soja”, señaló Castro, de CARBIO.

fuente: Minuto uno

div#stuning-header .dfd-stuning-header-bg-container {background-size: initial;background-position: top center;background-attachment: fixed;background-repeat: initial;}#stuning-header div.page-title-inner {min-height: 650px;}div#stuning-header .dfd-stuning-header-bg-container.dfd_stun_header_vertical_parallax {-webkit-transform: -webkit-translate3d(0,0,0) !important;-moz-transform: -moz-translate3d(0,0,0) !important;-ms-transform: -ms-translate3d(0,0,0) !important;-o-transform: -o-translate3d(0,0,0) !important;transform: translate3d(0,0,0) !important;}
Abrir chat
CONTACTANOS!
Hola! ¿Podemos ayudarte?